EL SISTEMA ESPAÑOL

EL SISTEMA ESPAÑOL

Siempre se ha dicho que de lo grandes problemas surgen las grandes soluciones, las que permiten poner los nombres en la historia de insignes personajes.

Esta es la historia de Antonio Dinastía Martínez, (El benefactor), Presidente del partido  Central Universal.

La situación había llegado a límites intolerables, el terrorismo, la droga, el paro y el hambre ayudada por las nuevas enfermedades y la corrupción convirtieron al Mundo en un lugar inhóspito.

En España, si bien la dimensión de estos problemas no era cómo la  del tercer mundo,  no por ello dejaba de ser preocupante;  nadie daba con la solución anhelada, a un  gobierno incompetente seguía otro aún más incompetente y más corrupto, como si mediara la influencia del mismísimo Satanás. Fue  por aquel tiempo cuando el flamante partido – Central Universal arrasó en sus primeras elecciones al gobierno de la nación. El candidato para la presidencia era Antonio Dinastía, un hombre procedente de la clase obrera, poseedor de un carisma sorprendente, un carisma que emanaba de  la convicción  sincera por servir al pueblo. Sus palabras sin ser de estilo académico convencían a cuantos le escuchaban.

—La igualdad entre los hombres es nuestro objetivo principal, vamos a luchar con todas nuestras fuerzas para conseguirlo. Los derechos de uno han de ser igual que los de otro y las obligaciones, también; eso es lo que dice la constitución, pero no es así, porque las leyes están hechas para burlar a la justicia, los jueces a veces se creen Dioses y alteran el sentido de las palabras imponiendo penas a personas inocentes y dando libertad a los mas execrables criminales, sin embargo atún no es llegado el momento de imponer nuestros argumentos, porque la fuerza de esos argumentos esta en vuestros: votos, en la naturaleza de vuestra propia convicci6n.

Una mayoría de más del ochenta por ciento de los votantes puso en la presidencia a Antonio y pronto empezaron a notarse los resultados: algo tímidos pero alentadores de Antonio y su gobierno, en los sistemas de contratación, en la lucha antiterrorista, en la rehabilitación de drogadictos y en todos los aspectos de la administración.

—Hemos mejorado algo la situación social pero aún es insignificante lo conseguido, debemos encontrar la formula que de el impulso definitivo a nuestras aspiraciones de no solo mejorar el bienestar de los españoles sino el de prestar ayuda a otros pueblos que aún lo están pasando peor.

Nadie comprendía como se podían llegar a formular tantas propuestas.

Poco tiempo después, cuando expuso sus proyectos a las cortes casi lo toman por loco.

He estudiado profundamente la situación y he llegado a la conclusión de que en este país tenemos los medios idóneos y suficientes para vivir todos los españoles sin excepción, sin trabajar, o como mínimo trabajando muy poco. En los bancos hay capital para vivir de rentas todos y no unos cuantos como esta sucediendo, por eso propongo a estas cortes que se promulgue un decreto en el que se ordene el reparto equitativo de toda la riqueza existente de tal manera que los intereses reviertan como un sueldo mensual entre  todos los españoles.

Como es natural,  la industria, la agricultura, la ganadería, la pesca, y el turismo, deberán seguir funcionando y produciendo a pleno rendimiento, porque si nó, el resultado de estas disposiciones llegarían a ser obsoletas. Agotaríamos el dinero y la ruina del país sería inminente. Por tal motivo, propongo que en la producción de todos  nuestros  productos de cualquier índole se emplee personal de los países menos desarrollados con lo cual daremos trabajo, vivienda y sueldo digno a otros que también mejoraran su bienestar social.

Si mis propuestas ro son aceptadas en estas cortes, propondré la idea a referemdun nacional., ¿Alguna objeción?

Como es lógico nadie estaba dispuesto a repartir su fortuna o ahorros con los más necesitados, pero tras el referéndum todo el dinero fue intervenido por el gobierno que no sin grandes dificultades logró poner en marcha el insólito proyecto.

Al poco tiempo empezaron  a  sentirse los resultados de este sistema de tal forma que como por arte de magia y con los debidos controles España aurnentó su población en más de un cincuenta por ciento de personas procedentes de países tercermundistas.

El Mundo entero estaba asombrado por tan sorprendentes resultados y no tardaron mucho en imitar a nuestro país, Puedo asegurar que el hambre fue olvidada. Las nueves tecnologías consiguieron cultivar el fondo de los mares y los áridos desiertos, llegando a tan magnifico estado social que además por las medidas los drogadictos, terroristas y otros problemas l1earon a desaparecer de la faz dela Tierra.

Lamentablemente la raza humana es egoísta y maldita y cuando parecía que el sistema español era la mejor solución de todos los tiempos, empezaron a surgir los nuevos problemas, derivados de este impresionante sistema, por todo el Mundo proliferaron asociaciones de gentes inconformes, la mayoría compuestas por los inmigrantes que olvidaron su historia de hambruna, enfermedades, desesperación y muerte, acrecentándose en ellos la sensación de sentirse esclavos del capitalismo imperante.

Ahora es raro el día en que no se da la noticia de alguna manifestación en cualquier parte del Mundo y lo que es peor, Ha renacido el terrorismo con mayor virulencia del de hace tan solo unas décadas, prodigándose noticiar de magnitud terrorista creciente, como la que hoy llevan en primera plana todos los medios informativos del planeta:

MUERE EN ATENTADO TERRORISTA EL INVENTOR DEL SISTEMA  ESPAÑOL, ANTONIO DINASTIA ( EL BENEFACTOR)

— -—–

FIN